top of page

No soy suficiente



Exigencia excesiva genera inseguridad

¿Sientes que no vales para nada?, ¿No te sientes capaz de hacer las cosas? ¿Crees que no eres tan bueno en nada? Sigue leyendo, este artículo es para ti o para que lo recomiendes. 


 

La sensación de #insuficiencia o pensar que se es poco valiosx, no necesariamente es real, tiene que ver con lo que hemos aprendido de nuestro entorno que ha ido reforzando una interpretación muy estricta de nosotros mismos. Lo que se necesita en la infancia es sentirse amadx y se hará de todo para que así sea, muchas veces, por no decir la mayoría, sentiremos que no “alcanzamos” los estándares de nuestros padres. 


  El ser exigentes con nosotros mismos, pensar “tengo que ser más y mejor”, hace que reforcemos el sentirnos #insuficientes, dado que se cree que así se obtendrá la admiración y al fin te sentirás completo. 


  Es muy común que en algún punto de nuestras vidas nos haya pasado por la mente el pensamiento de “no soy suficiente”. Recuerda cuando te sentiste menos que alguien porque tenía más habilidad y/o práctica en alguna actividad, esa sensación de inferioridad. También cuando llegaste a sentir que hicieras lo que hicieras no serías la o el hijx que tus papás querían. Se suele tener dificultad para hacer un análisis en grises y se llega a polos opuestos, donde sólo se tienen dos opciones: lo hice bien o lo hice mal. 

  

  


Depresión y ansiedad ante crítica excesiva

Cuando uno siente que no es #suficiente busca formas de serlo, pero usualmente son equivocadas. Por ejemplo: intentar solucionar los problemas de los demás, cuidar para que te quieran, hacer felices a todos o buscar la utilidad para que te reconozcan. El problema con esto, es que realmente no no te hace quitar ese sentimiento de insuficiencia, aparte, como dependen de alguien más, no te hará sentir completo, ya que eso se encuentra en uno mismo. 


  El creer que no eres #suficiente está relacionado con el autoconcepto, puesto que refleja la percepción de nosotros mismos. Éste se va construyendo desde la infancia, a través de lo que vivimos. 

 

  Te comparto algunas recomendaciones a tener en cuenta para dejar de sentirte insuficiente


  • Deja de compararte.  La vida no es una competición con los demás. Todos tenemos diferentes capacidades, encuentra las tuyas. 

  • Tienes un gran valor. El creértelo y saber que así es te ayudará a que tu autoconcepto cambie y por lo tanto también tus conductas y pensamientos. Podrás aceptar que eres único, exactamente igual que los demás. 

  • Flexibilidad. Muchas veces el sentir que no somos #suficientes parte de la creencia de que si algo no sale perfecto se es un fracaso. Cuando no logras algo, no es sinónimo de fracasar, significa que tiene que ser de otra manera.        

  • Aceptación en lo que no te gusta de ti. Los clásicos “defectos” o como me gusta llamarlas “áreas de oportunidad” son parte de cualquier ser humano. Es importante aprender a convivir con ellas y poder irlas modificando cuando sea el caso. Comprender que éstas no te hacen menos que nadie. 

  • Busca ayuda profesional. Siempre estarán las psicólogas y psicólogos para que te pueda brindar ayuda al respecto.                       


  Recuerda que eres totalmente suficiente, basta con que seas sólo tú, no necesitas cumplir las expectativas de otros. Háztelo saber siempre que lo requieras. 







Psicóloga Itzel Trejo

Psicóloga de niños, adolescentes, adultos y parejas

Asociación Libre - Psicólogos en Guadalajara

Entradas relacionadas

Ver todo

コメント


bottom of page